Overcoming your fears

This is the little man that lives inside me and tries to keep me in my comfort zone. A long time ago I used to play as a DM in a roleplaying game called Dungeons & Dragons. I played it during weekends with my high school friends. I loved it. We created stories together that transported us to fantastic worlds for hours, my friends and I were using our creativity to the maximum, we had such surrealistic and fun situations that we ended up laughing so long as to get muscle aches.

Trimming down

The last few months have been very educational. Besides moving to another country I have returned to work for eight hours a day and I have faced its attached constraints like having to wake up at the same time every day. During my time at university I got used to work on several projects at the same time but with the little free time that I find myself with now it has been necessary to trim down on projects and commitments.

¿Cuáles son tus valores más importantes?

Hace tiempo encontré una lista de valores en la web de Steve Pavlina. Con la complejidad que muchos creamos en torno a nuestras vidas a veces se vuelve difícil discriminar lo importante de lo que no lo es. Un ejercicio que puede ayudarnos es el siguiente: Elige los tres o cuatro valores de la siguiente lista con los que te sientas más identificado o que sean los que más te gustaría que te definiesen.

Los 3 ámbitos de la confianza

Esta entrada es traducción de un artículo de Alex Lickerman, un médico budista de Chicago. En 1979 cuando estaba a punto de empezar octavo de EGB mis padres decidieron que nos mudásemos a un suburbio de Chicago donde enseguida nos dimos cuenta del antisemitismo reinante. Cambiar de colegio para un chaval de 13 años ya es suficientemente traumático pero sentirme perseguido verbal y físicamente por pertenecer a una religión particular hizo que la transición fuera tan dura que mis padres decidieran mudarnos de nuevo al suburbio donde vivíamos originalmente en cuanto acabó el año.

Abraza las restricciones para quedarte con lo esencial

Durante mucho tiempo me he resistido a aceptar convivir con las restricciones. Cualquier objetivo era alcanzable siempre que le proporcionase suficiente tiempo. Las ideas de dar prioridad, centrarme en lo esencial y saber decir que “no” estaban en un segundo plano. A medida que iba perfeccionando mis métodos de organización, aumentando mis conocimientos y por el mero hecho de vivir mis objetivos aumentaban más rápidamente que el número de objetivos cumplidos.

El poder de una sonrisa

“Había una vez un desalentado hombre de pie al lado de una carretera. Una mujer que pasaba por ahí sintió simpatía por él y le dedicó una sonrisa. El hombre, animado por esa inesperada sonrisa decidió entonces escribirle una carta a un viejo amigo con el que hacía mucho tiempo que no hablaba. El amigo se emocionó tanto al recibir la carta que le dió 10 euros a un mendigo que se encontró por la calle.

El pequeño Ernesto de 5 años

Cuentan que una noche, cuando en la casa todos dormían, el pequeño Ernesto de 5 años se levantó de su cama y fue al cuarto de sus padres. Se paró junto a la cama del lado de su papá y tirando de las cobijas lo despertó.

—¿Cuánto ganás, papá? —le preguntó

—Ehhh… ¿cómo? —preguntó el padre entre sueños.

—Que cuánto ganás en el trabajo.

—Hijo, son las doce de la noche, andate a dormir.

—Sí papi, ya me voy, pero vos ¿cuánto ganás en el trabajo?

La regla de los 3 Síes

Desconozco cuál es la fuente pero hace tiempo me contaron unas máximas para saber si deberías decir algo o no cuando estás en duda: ¿Es verdad? ¿Es bueno? ¿Es necesario? Si respondas a alguna de esas preguntas con “no” entonces realmente no es necesario decirlo.

Elige: ¿la puerta o los arqueros?

En una tierra en guerra, había un rey que causaba espanto. Siempre que hacía prisioneros, no los mataba, los llevaba a una sala donde había un grupo de arqueros de un lado y una inmensa puerta de hierro del otro,sobre la cual se veían grabadas figuras de calaveras cubiertas de sangre. En esta sala el rey les hacía formar un círculo y les decía entonces… “Ustedes pueden elegir entre morir atravesados por las flechas de mis arqueros o pasar por esa puerta misteriosa”.

Lleva el control de tu práctica espiritual con una tabla

Todas las técnicas y métodos que vamos a ver en el blog sólo funcionan si se tiene constancia y se practican de forma regular durante un tiempo. Es vital ser constantes o no se logrará ningún tipo de beneficio. El método que uso yo para no olvidarme de las distintas prácticas de yoga que hago a lo largo del día es rellenar una tabla al final del día que dejo siempre encima de la mesa.